Omar Etcheverry

Propuestas del Servicio de Salud Mental del Hospital San Antonio de Padua

Guillermo Ibarra

Servicio de Salud Mental. Hospital San Antonio de Padua. Navarro.

1º propuesta:

EL CUIDADO DE NUESTRA SALUD…  TAMBIÉN ES CUIDAR NUESTRA SALUD MENTAL..

 Y ES ENTRE TODOS.

Estamos viviendo un contexto de aislamiento mundial inédito con mucha preocupación social.

Algunas de las respuestas emocionales esperadas son:

  • Miedo intenso
  • Falta de concentración.
  • Dificultades para conciliar el sueño y descansar.
  • Recuerdos de vivencias traumáticas anteriores.
  • Necesidad de continuar con la tarea y dificultades para detenerse.
  • Minimizar o desestimar situaciones y recomendaciones, como mecanismo de negación ante un escenario amenazante.

Si respetas los cuidados:

Recordá:

El aislamiento es transitorio, luego podrás retomar tu vida habitual.

Hoy el aislamiento es físico, no social.

Vivilo como una oportunidad para descubrir o reforzar tu solidaridad y empatía con los demás.

Compartimos algunos consejos:

Si convivís con niños:

Ayudalos a expresar sus sentimientos.

Mantené una rutina.

Proponéles actividades y animalos a jugar.

Sostené espacios de diversión que los encuentre sonriendo en algún momento del día.

Que se sientan parte de un equipo, en el que todos colaboran y se apoyan mutuamente.

Si contás con un espacio verde, armá actividades allí.

Léeles cuentos, eso colabora a que estén más tranquilos y fomenta su imaginación.

Se cuidadoso con la información que reciben, revisá que no permanezca la tv prendida sin supervisar lo que ven y escuchan sobre la pandemia.

Explicales la situación de acuerdo a su edad y sensibilidad.

Hablales de autocuidado y prevención sin que se angustien.

Si en tu familia hay adultos mayores:

Mantené contacto telefónico, el acompañamiento es vital para sostener su salud mental.

Brindales apoyo emocional, escuchalos con calma y permitiles el desahogo.

Ayudalos a comprender de forma clara y sencilla la información que reciben.

Resaltales el carácter transitorio de esta situación.

Al estrés y a la angustia le hacemos frente con:

Humor.

Conexión social.

Sostené los lazos sociales a través de comunicaciones telefónicas y redes sociales.

Crea una rutina diaria.

Respeta los horarios de alimentación  y ducha.

Vestite y péinate, aunque no vayas a salir a la calle, no permanezcas de piyamas.

Hace ejercicio físico.

Hablá de tus preocupaciones y sentimientos.

Recibir apoyo y atención brinda sensación de alivio.

Evita la exposición excesiva a las noticias, establece una rutina de tomar contacto con la información oficial.

Centrate en aquellas cuestiones que pueden controlarse, como tener una buena higiene y

seguir las indicaciones sanitarias.

Estas recomendaciones van a tener  un  impacto positivo en tus pensamientos y sentimientos.

Si necesitas ayuda profesional comunicate con nosotros al siguiente número: 02272 15 400608

COMO EQUIPO TE VAMOS A IR ACOMPAÑANDO, ENTRE TODOS  LO TRANSITAREMOS MEJOR.

2da. propuesta:

Servicio de Salud Mental y Servicio de Cuidados Paliativos. Hospital san Antonio de Padua.

Hoy les hablamos a ellos… a las personas que son Pacientes Oncológicos y en Cuidados Paliativos

EL CUIDADO DE NUESTRA SALUD…  TAMBIÉN ES CUIDAR NUESTRA SALUD MENTAL..

 Y ES ENTRE TODOS. 

Sabemos que este contexto de emergencia sanitaria nos atraviesa a todos, pero también entendemos que por tu  estado de salud lo vivas de forma más preocupante.

Te vamos a pasar algunas recomendaciones e información, para que puedas transitar este período de aislamiento físico de la mejor manera posible:

Sobre controles y  síntomas físicos:

  • Evitá ir al hospital o a tu centro de atención, hoy es un lugar de riesgo. Acercate únicamente cuando realmente lo necesites y no puedas resolverlo telefónicamente.
  • Ante cualquier inconveniente o duda comunícate con tu médico tratante o miembro del equipo, para que puedan ayudarte
  • Revisá tu medicación y respetá las indicaciones ya dadas.
  • Acatá todas las recomendaciones que se sugieren en este momento, como lavarte las manos adecuadamente.

Podes experimentar  algunos sentimientos, emociones y sensaciones desagradables, como

  • Angustia física y emocional.
  • Dificultades para conciliar el sueño y mantener el descanso.
  • Desesperanza, sensación de ser una carga para los cuidadores.

Vivimos en estado de alarma, que nos ha puesto a todos frente a una amenaza difusa, indefinida y con pocas  certezas, … pero…

La vida sigue…. Entonces te vamos a compartir algunos consejos para acompañarte:

Cuidá tu salud física:

Realizá estiramientos en tu cuerpo, aunque sean limitados y pequeños

Tomá inspiraciones profundas, hace respiraciones relajadas.

Realizá ejercicio físico en la medida de tus posibilidades, sin exigirte.

Llevá una dieta sana, respetando las indicaciones de los profesionales de acuerdo a tu situación.

Protege y reforzá  tu salud emocional y espiritual:

Hablá de lo que te asusta realmente, tus preocupaciones, miedos y reacciones, con tu familia, con algún profesional, con algún amigo… pero hablalo.

Fortalece tu espiritualidad a través de la meditación, oraciones religiosas, ejercicios de mindfulness.

Leé novelas ligeras, o libros, o revistas que capten tu atención y te distraigan.

Mirá  películas o series, que te generen sonrisas y buen humor.

Practicá la escritura reflexiva, llevá un diario, tocá un instrumento, o cualquier forma de expresión que te ayude o te haya ayudado en otras situaciones.

Fomentá  las vivencias  positivas a través de  fotos o recordando momentos agradables con amigos y familiares.

Repará en aquellos elementos de tu vida que te  cargan de energía, que te  repongan  las fuerzas y te conecten con la vida.

Conectá con vos, con los otros y haz presencia, te mantendrá anclado en la vida.

Pensar en los momentos de tu vida que mas sentiste que estabas lleno de vida y en aquellos logros que has tenido y te han hecho sentir satisfecho.

Confía que hay algo más fuerte que el miedo… es la esperanza… Cultivála, no renuncies  a desear, soñar, esperar… estás aquí y ahora…

“Hay una luz que ilumina más allá de todas las cosas de la tierra, mas allá de todos nosotros, mas allá de los cielos, mas allá de los más altos, incluso del más alto de todos los cielos, está en la luz que brilla en nuestros corazones” Upanishad Chandogya (800 A.C.)

Si necesitas ayuda, podemos brindarte atención que alivie tu sufrimiento, a este teléfono 02272 15 400608.

 

 

 

Antes de realizar un comentario, lea nuestros Términos y condiciones

Babys
Cutrin Propiedades
El Trebol
Matias Cuello
Optica Irislent
Don Julio
200 Danza Clasicas
Farmacia Osacar
Almi
Sociedad Rural